IU incorpora el sorteo para elegir a parte de sus delegados a la XXI Asamblea Andaluza

Valero: “Queremos superar filtros e incluir perfiles de afiliados que nunca han sido delegados”

El secretario de organización de IU Andalucía, Toni Valero, ha presentado esta mañana las normas que rigen la XXI Asamblea Andaluza de la formación, un proceso que ha calificado de "histórico" en tanto será el salto de la forma partido al movimiento político y social, ha precisado. Valero ha situado como objetivo de la Asamblea Andaluza "adecuar la estrategia y el modelo organizativo” aprobado en el marco federal, al tiempo que lo hace “con la suficiente flexibilidad que requieren las características y especificidades propias de Andalucía”. "Vamos a una Asamblea en la que IU Andalucía avanza hacia su forma movimiento, dejando atrás la forma Partido Político", ha señalado Valero.

 La asamblea está prevista los días 7 y 8 de octubre y según ha informado hoy secretario de organización y será “una asamblea muy militante basada en el debate" y nuevas formas de participación y democracia interna. Por ello, Izquierda Unida de Andalucía ha aprobado como principal novedad la de elegir el 15% de los delegados y delegadas a la Asamblea Andaluza mediante sorteo entre toda su militancia. Este proceso, que ya se aplica en otros países europeos, pretende – según Valero – “superar filtros e incluir perfiles de afiliados que nunca han sido delegados”.

"Izquierda Unida se haya en un contexto social y político en el que lo que decida en esta asamblea será histórico porque - prosigue Valero-  se está culminando un proceso de transición dentro de Izquierda Unida que es uno de los últimos coletazos para constituirse como un verdadero movimiento político social que la haga diferente a lo que conocemos hasta ahora".

La XXI Asamblea andaluza de Izquierda Unida pretende ser "de radicalidad democrática con prácticas que involucren a la militancia y simpatizantes al máximo de sus posibilidades". Queremos "universalidad" para que las decisiones importantes de la organización (documentos políticos, candidaturas, etc) “sean adoptadas por todos los afiliados y simpatizantes y no por unos pocos delegados”.

Izquierda Unida avanzará hacia un nuevo modelo de movimiento político y social en el que, desde el debate,“se decidan cómo realizar procesos asamblearios anuales, potenciación de referéndum, participación absoluta de la militancia o por ejemplo, reducción de órganos ejecutivos "para que sean más flexibles y ágiles".  

Otro de los objetivos marcados por IU Andalucía es "profundizar en la estrategia política de ruptura con el régimen del 78" porque "en España ha hecho aguas el bipartidismo  por una gran fractura social". Por ello, señala Valero, Izquierda Unida va a trabajar por abrir debate para trazar alianzas sobre la unidad popular, "para empoderar a la gente".

La XXI Asamblea Andaluza se compondrá del coordinador general de IULV-CA, la coordinación colegiada, 337 delegados elegidos por las Asambleas de base y las Asambleas provinciales y 57 delegados y delegadas designados mediante sorteo entre adscritos y adscritas.

El  pasado 14 de julio fueron aprobados en el Consejo Andaluz estas novedades y los documentos a debate para la XXI Asamblea, hasta el 17 de septiembre está previsto las asambleas de base con participación de afiliados y militantes, 23 y 24 de septiembre asambleas provinciales y finalmente, 7 y 8 de octubre, la Asamblea Andaluza en Sevilla.